Cripto-Austriacos vs Cripto-Keynesianos

Cripto-Austriacos vs Cripto-Keynesianos

De la mano del maximalista de Bitcoin Jimmy Song nos viene una importante reflexión en la que bautiza a lo que él denomina las tendencias cripto-austriaca y cripto-keynesiana.

En 2013 existía una única comunidad unificada en contra del dinero fiat, ansiosos por las nuevas funcionalidades que Bitcoin traía consigo. Cuatro años más tarde la comunidad se ha dividido finalmente en Bitcoin y Bitcoin Cash. La división viene motivada por querer aumentar el tamaño de bloque del blockchain para Bitcoin, lo cual podría no parecer para tanto, por lo que resulta lógico reflexionar sobre qué nos ha llevado a este divorcio.

En economía:

En economía existen dos teorías de cierto renombre: la primera es la Keynesiana nombrada así por el economista John Keynes. La segunda es la austriaca que sigue las teorías de un grupo de economistas austriacos del último siglo.

La Economía Keynesiana se centra en la macroeconomía y está principalmente interesada en asegurarse de que el dinero y los bienes se mueven. Para un keynesiano que se está moviendo no es tan importante como la cantidad de dólares y la velocidad con la que se muevan, por ello centra especial interés en el PIB y la velocidad del dinero en lugar de en qué dirección se mueve el dinero y en qué se está invirtiendo.

La Economía Austriaca en cambio cede más importancia a la microeconomía y está más interesada en preguntarse qué genera la riqueza. Según estos economistas los ahorros y las buenas inversiones son lo que conduce a la prosperidad y por tanto, no todas las transacciones son buenas. Malas inversiones y el sobreconsumo podrían causar crisis y deben ser evitados.

En cripto-economía:

Si extrapolamos esto al tamaño de bloque, podemos decir que su tamaño es de vital importancia a la hora de medir la velocidad de las transacciones de la red de Bitcoin. Por eso podemos definir como Cripto-Keynesianos a aquellos que apoyan la perspectiva de que habilitar el máximo número de transacciones lo más rápido posible es más importante que una capa extra de seguridad en torno al dinero en sí.

Desde un punto de vista cripto-keynesiano, la utilidad del Bitcoin crece según crece la velocidad de sus transacciones y por tanto limitar dicha velocidad es condenarlo a no crecer nunca como medio de intercambio. Es por ello que se creó Bitcoin Cash con el fin de aumentar el tamaño de bloque del blockchain y por tanto habilitar todas las transacciones posibles.

Para un cripto-austriaco en cambio la seguridad de Bitcoin es la base de su utilidad. El poder tener un refugio de valor seguro es mucho más importante que poder intercambiarlo lo más rápido posible, y si un hard-fork como el que aumentó el tamaño de bloque creando Bitcoin Cash, ocasiona que exista menos seguridad, durabilidad y fungibilidad entonces no merece la pena.

Llegados a este punto, la decisión de si aumentar o no el tamaño de bloque se convierte en una decisión económica y no tecnológica. Desde un punto de vista tecnológico es mucho más arriesgado hacer un hard fork (como el que se necesita para aumentar el tamaño de bloque) que un soft-fork. Pero lo que realmente se está discutiendo es si un hard-fork para aumentar las capabilidades de intercambio de Bitcoin a costa de su utilidad como refugio de valor es beneficioso o no para la criptoeconomía.

Los negocios requieren beneficios para poder sobrevivir, y un límite en el número de transacciones podría resultarles mortal. Por ello la mayoría de los empresarios tienden a apoyar las políticas cripto-keynesianas con el fin de promover el consumo. Es por ello normal que la mayor parte de las empresas apoyaron el New York Agreement donde se votó aumentar el tamaño de bloque x2.

Los HODLers en cambio, no les interesa tanto la velocidad de sus transacciones. La mayor parte de ellos no transaccionan a menudo y no se ven afectados por bloques llenos. Si que se preocupan en cambio de que sus ahorros estén a salvo y mantengan su valor por lo que apoyan las políticas cripto-austriacas.

Opinión

No es difícil prever un futuro cercano donde tanto Bitcoin como Bitcoin Cash salgan adelante. BCH compite con otras criptomonedas como DASH o LTC para ser el estándar de pagos mientras que BTC está todavía en proceso de terminar de implantar Lightning Network para poder escalar sin necesidad de vulnerar sus propiedades de seguridad.

Aún así la reflexión de Jimmy Song me resulta de especial interés sobretodo a la hora de ver la relación directa que hay entre economía y tecnología en el mundo de las criptodivisas. No olvideis visitar su blog en Medium para más reflexiones como esta.

Fuente: Medium
Daniel's Picture

Acerca de Daniel

Product Owner en Samsung Electronics.

Madrid, Spain CRIPTOMO

Comments